Un acusado de agresión sexual reconoce los hechos y Fiscalía rebaja la pena a 4 años y 6 meses de cárcel

Un acusado de agresión sexual reconoce los hechos y Fiscalía rebaja la pena a 4 años y 6 meses de cárcel

El hombre acusado de agresión sexual ha reconocido los hechos en el juicio celebrado este lunes en la Audiencia Provincial de Cantabria, y la Fiscalía ha rebajado la petición de pena para él de nueve años de prisión a cuatro años y seis meses, por las atenuantes de reparación del daño y toxicomanía.

En su testimonio, el hombre se ha declarado autor de los hechos que relata la Fiscalía, que le imputa un delito de agresión sexual con penetración, que señala que invitó a la víctima a su casa con el pretexto de enseñarle una colección de insectos que tenía y allí le obligó a que le practicase una felación para seguidamente penetrarla vaginalmente, mientras la golpeaba e insultaba.

Además, el acusado ha indicado que en el momento de la agresión era toxicómano y que asiste a terapia desde que entró en prisión provisional en diciembre de 2018, unos días después de que ocurrieran los hechos.

Así, el fiscal ha modificado sus conclusiones incluyendo que el acusado actuó bajo los efectos de su condición de drogodependiente y que ha consignado ya «prácticamente la totalidad» de la indemnización por daños morales, en concreto 12.000 euros de los 15.000 que han acordado las partes.

Por ello, aplicando esas dos atenuantes, ha rebajado la pena de cárcel a cuatro años y seis meses, la libertad vigilada para cuando salga de prisión de los siete años que pedía inicialmente a cinco, y se ha acogido a la indemnización acordada entre la acusación y la defensa, de 15.000 euros, rebajando así la que solicitaba primero, de 30.700 euros.

Por su parte, la acusación se ha acogido a las modificaciones de la Fiscalía, y la defensa las ha aceptado. En cuanto a la medida de prisión provisional, han solicitado que continúe hasta que el acusado cumpla la totalidad de la condena que se le imponga.

DECLARACIÓN DE LA VÍCTIMA

Las partes han renunciado a los testigos debido al reconocimiento de los hechos, aunque sí ha declarado en el juicio la víctima, que ha relatado entre lágrimas que, aunque no conocía «de nada» al acusado antes de esa noche, fue a su casa de madrugada «con toda la inocencia» para ver los insectos que ella también colecciona.

Además, ha reconocido que el día de la agresión también había consumido cocaína y había bebido «tres medias y dos cuartos» de cerveza.

Al igual que señala la Fiscalía en su escrito de acusación, la víctima ha relatado que, una vez en el interior de la vivienda, el hombre la empujó contra la pared, la agarró del pelo y la arrastró hasta su habitación.

Seguidamente, ha dicho que la arrojó sobre la cama y la desnudó por completo mientras la golpeaba para que evitara levantarse, además de que la obligó a que le practicase una felación y la penetró vaginalmente.

Según ha dicho, ella gritaba, lloraba y le pedía que «no la matara», mientras que él la insultaba. Después, ha contado que el acusado cogió de la cocina un cuchillo jamonero, se hizo un corte en la mano y le dijo que si denunciaba le contaría a la Policía que se lo había hecho ella.

Finalmente, la mujer ha dicho que tuvo varias lesiones y hematomas provocados por los golpes, y que tras abandonar la vivienda la recogieron unos agentes de Policía que habían sido alertados por los vecinos al escuchar los gritos.

CATEGORÍAS
Comparte

COMENTARIOS

Wordpress (0)
Disqus ( )