Una mentira repetida NO se convierte en verdad

Una mentira repetida NO se convierte en verdad

Cayó en mis manos ayer un vídeo al más puro estilo “love is in the air” sobre un padre al que apartaron injustamente de su hij@.

Como decía en mi anterior artículo, quien no conoce las raíces de estos árboles que nos impiden ver el sol, quien no tiene cerca una familiar, una conocida o una amiga que haya pasado por lo mismo no puede comprender con toda la intensidad necesaria las noticias que sesgadas, manipuladas y concienzudamente elaboradas nos están haciendo llegar.

La desobediencia civil la define John Rawls como “acto público no violento, consciente y político, contrario a la ley, cometido habitualmente con el propósito de ocasionar un cambio en la ley o en los programas de gobierno”. El filósofo Ronald Dworkin admite que “tiene ese derecho (el ciudadano) toda vez que la ley invade injustamente sus derechos”. El catedrático de Ciencias Políticas en UNED, Ramón Cotarelo dice “la desobediencia civil consiste en negarse a obedecer una ley pero respetando el sistema jurídico en su conjunto. Es un acto de individualismo sumo por motivos de conciencia y nunca por razones personales” y prosigue “es un arma que tienen las sociedades democráticas y es un reto que deben asumir todas las comunidades y todos los individuo. El reconocimiento de la supremacía de la ley supone que hay que admitir que una ley puede ser injusta Y aquí quería llegar.

Si por razones varias, cualquiera de nosotros nos topamos con el sistema, al sistema debemos hacerle saber si es efectivo, igualitario, adecuado y si nos sirve. Si no lo hiciese, si no nos sirve, hay que decirlo, hay que manifestarlo. Y el sistema, en temas de igualdad, de derechos equitativos para la mujer y sobre todo, EN LOS DERECHOS DE LA INFANCIA, EN SU CUIDADO, EN SU PROTECCIÓN Y EN SU INTERÉS SUPERIOR suspende y con muy mala nota. Así, como ya he recogido en otros artículos, cuando se tambalea el estado de bienestar, se ataca a los más débiles, vulnerables e indefensos porque son los que tienen más complicado, difícil y cuasi imposible luchar por sus derechos arrebatados.

El machismo se financia holgadamente, situado en puestos de poder y por supuesto  ejerciéndolo. Nos ha costado años, largos años alzar la voz, conseguir algún artículo, ser escuchadas y ser leídas por la sociedad. No ha sido ni es fácil, se nos silencia, se nos invisibiliza y no sólo por hombres machistas. Pero lo poco que hemos conseguido trasladar a la sociedad que, distraída o desconociendo lo que ocurre no comprende, tiene ese machismo que destruirlo, paralizarlo, bloquearlo y anularlo.

Las madres que han practicado la desobediencia civil, las madres enfermas, las madres que no reflexionan, las madres….MUJERES, ESAS MUJERES QUE TODA LA VIDA HAN HUIDO, Y DIGO BIEN, TODA LA VIDA, PORQUE EL MACHISMO NO LES DEJABA OTRA OPCIÓN, PORQUE LES NEGABAN EL DERECHO A VIVIR. Esas, las mismas, las mujeres que cargaban con sus hijos en brazos, las que trabajaban día y noche para sacarles adelante y se dejaban la vida fregando suelos con jabón de tajo, las nietas y biznietas de aquéllas son las que ejercen la desobediencia civil. Los motivos, los mismos, las razones, las mismas, nada ha cambiado.

Todas esas mujeres que ejercen la desobediencia civil POR CONCIENCIA, porque el miedo es insuperable, porque el instinto de proteger es humano, solicitaron auxilio, ayuda a las instituciones, a los Juzgados y se encontraron en un callejón sin salida donde eran cuestionadas, humilladas, insultadas, acusadas de mentir y manipular ¡cómo no!, el burdo, cansino y rancio discurso machista y patriarcal. Se exponen los casos de estas mujeres que pretendían proteger a sus hijos cuando la justicia había investigado y concluído el archivo de las causas y por ello, el lobby machista, los desinformados, los que no conocen el asunto que nos ocupa le dan el nombre de denuncia falsa. Un archivo, un sobreseimiento no es una denuncia falsa, ¡cuán arriesgada es la ignorancia!, porque quiero creer que es ignorancia y no maldad.

Horas de televisión, cientos de artículos sobre el tema, porque el protagonista vencedor es el pater familias, frente a escasos artículos de prensa, algún minuto televisivo que nos informa de un arrancamiento de custodia a una madre mientras que el público piensa “algo habrá hecho, esto sólo pasaba antes”.

El machismo, la mentalidad rancia se está cebando con las mujeres que han ejercido desobediencia civil porque necesita seguir ejerciendo y manteniendo su poder. Y no hay nada más sencillo que presentar mujeres enfermas, perversas, malvadas, egoístas y sobre todo MALAS MADRES porque inventan acciones y denuncian barbaridades poseídas de odio, rencor y venganza. Y la ciudadanía escucha estupefacta hasta qué extremo se ha llegado por no frenar a tiempo, precisamente, lo que el machismo, el rancio patriarcado quiere conseguir. Sin embargo, los medios jamás se han hecho eco de aquéllo que las mujeres llevamos años denunciando. Ha sido ante la evolución y la apertura de las redes sociales cuando se está actuando de una forma distinta.

Se está atacando a los profesionales que han acompañado a estas mujeres, se está informando erróneamente presentando una trama organizada, que hay cientos de madres en iguales circunstancias, que operan bajo las mismas premisas, que la Unidad de Valoración Policial está llevando a cabo una vigilancia similar al CSI, ¿con qué fin están trasladando toda esta información FALSA?¿por qué se están haciendo eco de esta información SIN CONTRASTAR determinadas cadenas televisivas, radiofónicas y prensa escrita? Simple, parte del lobby machista maneja estos medios, un amigo lleva a otro amigo y así sucesivamente. Se emiten vídeos con padres llorando, con fotos de los nacimientos de sus hijos e hijas, se deja intuir que la madre ya fue diagnosticada como enferma, esas MALAS MADRES que aíslan a sus hijos e hijas de la sociedad. Ladran, luego cabalgamos, está claro.

Todas esas niñas y niños alejados de sus padres varones repiten los mismos roles, en 30 minutos les abrazan, les besan, sonríen, son felices y se olvidan de sus madres. Todas esas niñas y niños no sienten vacío, ansiedad por separación, no tienen regresiones en su crecimiento cuando están con sus padres varones. ¿No chirría en el oído todo esto?

Ahora, llegados a este punto, vuelve a ganar el patriarcado, el machismo, el pater familias. Ahora, la madre cuyo único delito ha sido la desobediencia civil será aislada y arrancada de la vida de sus hijos e hijas. Si en algún momento les vuelve a ver será vigilada cual si de una auténtica criatura peligrosa se tratase. Si llora, si no llora, si sonríe o no, será cuestionada, juzgada y condenada, sin derecho a defensa alguna. Mientras, al padre varón se le admitirá todo y por mandato judicial velará para que esa MALA MADRE quede al margen de la vida de sus hijos e hijas si es posible para siempre, amparado por la justicia y su corte de profesionales adoctrinados para ello. A la par, esta infancia castigada crecerá sin madre o suplantando la figura materna por la abuela paterna o la última adquisición femenina del padre. Y todo esto, para el sistema será válido porque sólo se trata de mujeres, de madres arrancadas de las vidas de los niños y ya sabemos, los niños con una piruleta, una muñeca o balón y un papá son felices, el resto no tiene importancia.

Mata a su hijo de 11 años y lo ABANDONA en un monte

Viola y asesina a su hijo

Mata a su mujer e hijo a pedradas

Asesina a su hijo

La juez vio incoherente las amenazas del padre asesino

Degolló a sus hijas con una radial

 

 

CATEGORÍAS
Comparte