Consentimiento: el requisito básico de una nueva legislación sobre delitos sexuales

Consentimiento: el requisito básico de una nueva legislación sobre delitos sexuales

El Gobierno sueco presentó un proyecto de ley al Riksdag que contiene una propuesta relativa a una nueva legislación sobre delitos sexuales que se basa en el consentimiento. El sexo debe ser voluntario; si no lo es, entonces es ilegal. La Autoridad Sueca de Compensación y Apoyo a las Víctimas de Crímenes tiene la tarea de informar a los jóvenes sobre la nueva legislación.

La incidencia de delitos sexuales está aumentando en Suecia, y las mujeres jóvenes corren el mayor riesgo. Al mismo tiempo, se informan muy pocos de estos delitos. Revertir esta tendencia negativa requiere tanto nueva legislación como cambios en las actitudes. Por lo tanto, el Gobierno propone la introducción de una legislación de consentimiento sexual basada en lo obvio; el sexo debe ser voluntario. En consecuencia, una condena por violación ya no requerirá el uso de violencia o amenazas por parte del perpetrador, o que la situación particularmente vulnerable de la víctima fue explotada.

La propuesta también implica la introducción de dos nuevos delitos: «violación por negligencia» y «abuso sexual negligente». Ambos tienen una pena de prisión de un máximo de cuatro años. El aspecto de negligencia se centra en el hecho de que una de las partes no participó voluntariamente. Esto significa que será posible condenar a más personas por abuso sexual que en la actualidad, por ejemplo, cuando alguien debe estar consciente del riesgo de que la otra persona no participe voluntariamente, pero que aún participe en un acto sexual con esa persona.

El Gobierno también propone lo siguiente:

  • mejorar la protección que brinda el derecho penal en relación con los delitos sexuales contra los niños cuando el autor muestra negligencia con respecto a la edad del niño. El objetivo de estas enmiendas es evitar el problema anterior de poner énfasis excesivo en el desarrollo físico del niño; y
  • proporcionar apoyo temprano a las víctimas de delitos sexuales. Cuando se inicia una investigación preliminar de un delito sexual, debe solicitarse un abogado para que represente a la parte perjudicada de inmediato.

Las propuestas que se presentan ahora se basan en propuestas de una comisión de investigación interpartidaria en la que estuvieron representadas todas las partes del Riksdag.

Se propone que las enmiendas legislativas entren en vigor el 1 de julio de 2018

Para lograr un cambio real, la legislación debe ganar impulso en toda la sociedad. Por lo tanto, el Gobierno ha encomendado a la Autoridad Sueca de Compensación y Apoyo a las Víctimas del Delito la producción de información y la ejecución de campañas de educación sobre delitos sexuales dirigidas principalmente a los jóvenes, así como a los adultos que interactúan con ellos a diario. La responsabilidad de hombres y niños debe ser aclarada, mientras que todas las víctimas deben conocer sus derechos y tener el coraje de informar.

La tarea de la Autoridad Sueca de Compensación y Apoyo a las Víctimas del Delito es producir material de información basado en el contenido de la nueva legislación, junto con un curso de capacitación en línea y una guía para docentes. La tarea se ejecutará durante tres años y la Autoridad recibirá un extra de 5 millones de coronas suecas por año para financiarlo.

Consentimiento: el requisito básico de la nueva legislación sobre delitos sexuales

Hoja informativa:
El Gobierno propone la introducción de una nueva legislación sobre el consentimiento sexual que establezca lo obvio: si el sexo no es voluntario, es ilegal.

El Gobierno presentó un proyecto de ley al Riksdag que contiene una propuesta relativa a una nueva legislación sobre delitos sexuales que se basa en el consentimiento. Se propone que las enmiendas legislativas entren en vigor el 1 de julio de 2018.

CATEGORÍAS
Comparte